<img height="1" width="1" style="display:none" alt="fbpx" src="https://www.facebook.com/tr?id=851911831867492&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
12 mejores cócteles para refrescarte y combatir el calor del verano

El cóctel es el mejor aliado para refrescarte en verano. Es una bebida muy apetecible cuando llega el calor. Los hay de diversas combinaciones, sabores, colores y con o sin alcohol. Siempre se puede innovar y probar, sin embargo, siempre están los clásicos que son una apuesta segura. Casi todos solemos tener uno favorito que es el que siempre, allá donde vayamos, nos pedimos.

¿Cuál es el tuyo?

 

Cócteles que puedes encontrar este verano en las coctelerías más cercanas

Mojito:

Tiene su origen en Cuba y es el cóctel por excelencia, aunque hay personas a las que no les gusta. Pasen los años que pasen, siempre será uno de los clásicos. Algunos de sus ingredientes son: el ron, la hierbabuena, la lima, el azúcar y el hielo. Existen diferentes tipos. Aquí te dejamos un vídeo del mojito de fresa y chocolate blanco.

Cosmopolitan:

Es otro de los cócteles más famosos de todo el mundo. ¿Sabes por qué se empezó a hacer popular? Porque las protagonistas de Sexo en Nueva York lo tomaban. El vodka es uno de sus ingredientes, además del zumo de lima, zumo de arándanos, licor Cointreau y hielo. Si quieres probar a hacerlo, aquí puedes verlo.  ¿Es este uno de los mejores cócteles para tu paladar?

Boody Mary:

Se llama así por «María la Sanguinaria», es decir, por la reina María I de Inglaterra, más conocida como María Tudor. El cóctel recibe este nombre por su color rojo sangre; y se lo puso el barman Fernand Pietot en los años 20. El nombre de «María la Sanguinaria» se debe a las persecuciones y ejecuciones que ordenó la reina contra los protestantes del siglo XVI, que los calificaba como «traidores». Entre sus ingredientes encontramos: vodka, zumo de tomate, sal, pimienta, zumo de limón y hielo. Aquí te dejamos un vídeo por si te atreves a hacerlo.

Daiquiri:

Es otro de los cócteles que triunfan en verano. Se hace con ron blanco, zumo de limón o de lima, azúcar y hielo triturado. Se puede hacer el clásico o de otros sabores como el de plátano, fresa o mango. De cualquiera de las formas está rico, aquí tienes el de plátano y coco.

Caipiriña:

Otro de los clásicos por excelencia. Este cóctel brasileño es tan delicioso como adictivo. Brasil puede presumir de tener uno de los cócteles más refrescantes del mundo. Además, los brasileños tienen la costumbre de tomarlo no solo como cóctel, sino también como aperitivo antes de comer. Al igual que el Daiquiri tiene variaciones, pues hay sitios que sustituyen la cachaça por vodka cuyo resultado es la caipiroska; o la cachaça por el ron cuyo resultado es la caipirissima. Si la quieres preparar normal, estos son sus ingredientes básicos: cachaçca, lima, hielo y azúcar. ¡Ah, hay una cosa que no se te puede pasar! La caipiriña se bebe con pajita. ¿Te apetece probarla? Mira cómo se hace.

materia prima para hacer cocteles en los talleres

Margarita:

Este cóctel es tan refrescante como peligroso. Entre como si nada en tu cuerpo y luego te da el pelotazo. Te aconsejamos que lo tomes con moderación. Nos lo regala la gastronomía mexicana y si te gusta el tequila, este es tu cóctel. El tradicional se compone de tequila, zumo de limón o de lima y el licor incoloro Triple Sec —más conocido como licor Cointreau—. Su toque especial se da al poner sal en los bordes de la copa. Algunas veces se pone una guinda roja para decorar. ¿Quieres probar a hacer uno? Haz clic.

Long Island Ice Tea:

Con esta bebida puedes engañar porque con su color parece que te estás tomando un té, en vez de un cóctel. No solo jugarás con el paladar, sino también al calor del verano. Lleva una buena cantidad de alcohol, así que mucho cuidado cuando lo tomes. Se prepara con la mezcla de varios licores como son el vodka, el ron blanco, el tequila, la ginebra y el Triple sec. A todo esto, se añade un poco de refresco de cola, zumo de limón y mucho hielo. Si nunca lo has probado y te apetece, mira el vídeo.

Manhattan:

Su origen está en la isla de Manhattan, en la ciudad de Nueva York. Por lo tanto, se conoce como el cóctel de los neoyorkinos. ¿Te gusta el whisky? Este es tu cóctel. Es perfecto para tomarlo como aperitivo mientras comes algo más. Se elabora como ya hemos dicho con whisky ­—ya sea de centeno o canadiense— y vermú rojo. Según el tipo de vermú que le eches, el cóctel tendrá un sabor dulce o seco. La mayoría de ellos se elaboran con vermú dulce. También le puedes echar un par de gotas de amargo de Angostura.

Gin&Tonic:

Es otro de los cócteles clásicos. Lo crearon los soldados británicos durante la ocupación de la India para evitar la malaria. Lo combinaban con un poco de leche materna. La receta poco a poco se ha perfeccionado y es uno de los cócteles más populares y deliciosos del mundo. Dos cosas que lo identifican es, primero, que siempre se sirve en una copa de balón y, segundo, que es una bebida burbujeante. Para prepararlo solo necesitas ginebra, tónica, zumo de lima o limón y hielo.

Piña colada:

Su origen está en Puerto Rico, en los años 50. Ahora que el calor está por todos lados, este es uno de los mejores cócteles para hacerle frente. Es refrescante, rico y dulce. Está el original, cuyos ingredientes son: ron blanco, zumo de piña, leche o crema de coco y hielo picado. Sin embargo, también hay una adaptación que lleva ron blanco, licor de coco —se suele echar un poco de Malibú y un poco de Mangaroca—, zumo de piña y hielo picado.  Si te apetece probarlo, haz clic y verás cómo se prepara.

San Francisco:

¿Quieres tomarte un cóctel, pero no te gusta el alcohol? No pasa nada, el San Francisco es el tuyo. También tiene una versión con alcohol, aunque se suele pedir es la versión «sin». Esta versión clásica se prepara con zumo de naranja, zumo de limón, zumo de piña, zumo de melocotón, granadina, azúcar y varios hielos picados. Si el que te apetece es el que contiene alcohol, añades a todo lo anterior vodka. ¡Ah! Si pones un poco de azúcar por los bordes de la copa, le darás un toque más dulzón.

Sex on the Beach:

Es una bebida muy frutal, colorida y refrescante, lo que la hace ideal para cuando aprieta el calor. Tiene su origen en los años 80 y no tardó en hacerse popular. Sus ingredientes son: vodka, zumo de melocotón, zumo de naranja natural, zumo de arándanos y hielo. El secreto está en la calidad de los ingredientes, sobre todo, en el zumo de naranja que, a poder ser, mejor que sea natural. También se puede cambiar el zumo de arándanos por granadina, aunque al hacerlo no solo cambias el color, sino que se pierde el sabor a melocotón que caracteriza este cóctel. Siempre se suele acompañar de pajitas, ¡que no se te olviden!

 

Si quieres probar los mejores cócteles en tu ciudad favorita, en vez de prepararlos tú, visítanos y encontrarás las mejores coctelerías de España.

 

¿Cuál es la mejor coctelería cerca de mi?